expr:class='"loading" + data:blog.mobileClass'>
Lo más difícil es querer a alguien y ser lo suficiente valiente para dejar que te quieran.

martes, 5 de mayo de 2009

La margarita me dijo que no...


A veces da rabia como una persona que ha estado tan poco tiempo en tu vida,ni siquiera puedo contabilizarlo,ni siquiera se si fue un sueño o de que manera llego a estar en mi vida realmente,o sólo estuvo en mi pensamiento,se mete en tu cabeza y decide quedarse ahí dentro,una sabe que hay que borrar,olvidar,mente en blanco,no quisistes ser mi perro al que mimaria mil…no…me jode decir la verdad cuando bebo y me jode tenerte en mi cabeza...durante muchos meses no he parado de escribir,desde que tengo uso de razón…y es que a veces es la mejor manera de intentar decirlo todo de dejarme ver tal y como soy…a veces os preguntareis porque siempre hablo como si estuviera enfrente de alguién,quizás sea una manera cobarde de callar,no sé…hace tiempo estas palabras…te he escrito tanto que no tiene sentido escribir de atrás a adelante…o si..quizás sea una manera de afrontar mis fantasmas…
Después de meses de altos y bajos...
De nervios, de esperas, de lágrimas...
No he podido despedirme durante estos días como realmente me hubiera gustado, y es que no tenía que ser...
De todos modos, como ya conté tuve mi despedida particular la semana pasada...necesitaba un beso sin máscara.como el último pero sin dolor…sin golpes en la cabeza…
Aunque me decía a mi misma que ya estaba bien, yo quería más...
Pero no ha podido ser...
El martes respiraré...hoy voy a respirar…porque no me quiero asfixiar…y tú no me vas a hacer el boca a boca.
Trataré de poner todo lo bueno en una "caja" y cerrarla por ahora...no sé que haré con tantas piedras…
Porque es lo que necesito para poder seguir adelante...conocer alguién que este lo suficientemente loco por mi como para decírmelo a la cara y gritarlo a los cuatro vientos,sin mascarás me encontrará…
"despedirme" de él es la situación más dolorosa en la que me he encontrado...despedirme del modo del que Romeo se despide de Julieta,aunque por desgracia yo no sea Julieta…
Algún día tenía que ser, pero yo no quería que fuera ahora...o si…no vas a venir a buscarme…me voy…me duelen los pies de esperarte de pie…de soportar piedras en la mano debajo de tu casa…
Todo pasa por algo...
Y todo pasará...o eso espero…y si tengo que gritar:
No soy una pieza más del ajedrez de muñecas débiles...es para no salir corriendo a buscarte…

No hay comentarios:

Publicar un comentario